lunes, 23 de enero de 2012

Atravezando la montaña.




    Tranquilamente caminaba por un vasto prado una hormiga , en todo esa mañana no había podido encontrar algo realmente bueno que llevar a su hormiguera , decidió olvidar su trabajo por un momento y relajarse. El sol del medio día  era fuerte asi que apresuro su marcha y fue entonces que se topo con una montaña o lo que a su perspectiva le parecía una montaña, una muy extraña .

Con forme avanzaba y se acercaba mas se dio cuenta que no era lo que en un principio pensó, si no mas bien era una persona , una chica que se había quedada dormida sobre la suave y verde hierba . Desde su punto de vista era enorme “con razón la confundí” pensó no le presto mucha atención hasta que… cerca de  los pies de la chica había unas cuantas migajas  . ¡Perfecto! que suerte tenia la hormiga, regresaría con algo realmente delicioso y dulce a la hormiguera . Rápidamente  fue hacia la gran migaja , la cogió y empezó a marchar.

Pero ahora tenia un problema.

Si rodeaba al humano tardaría mucho mas en llegar a su destino y aunque podía soportar el peso que llevaba a cuestas se llegaría a cansar después de un tiempo.
Así que decidió ir por enzima de ella .

Empezó a subir por uno de  sus tenis le era algo difícil ya que la suela tenia suecos camino, camino y camino hasta llegar a la punta del pie, asi siguió en picada cruzando las agujetas  y llegando hasta el pantalón. había visto muchos humanos antes, pero no se había subido a muchos de ellos.
Cruzo por sus piernas las cuales a pesar de la dura tela con la que estaban cubiertas se dio cuenta de que eran largas y delgadas (bastante) siguió su marcha  y sintió un cambio en sus patas cuando estas tocaron la suave tela de la playera , paso por una zona abultadita  al parecer la chica había acabado de comer “ahh de ahí las migajas” concluyo el insecto siguió su trayecto cruzo el pecho de la chica y siguió por el cuello , pero tuvo curiosidad de ver esos brazos largos que estaban tendidos a cada lado de su cuerpo sobre la hierba, derecha o izquierda cualquier lado era  igual y a decir verdad poco le importaba cual era cual. Tomo una dirección y fue directo al hombro, subió por el y bajo hacia el brazo , pudo notar que la piel expuesta del brazo estaba caliente debido a los rallos del sol  camino rápidamente y al hacerlo le causo cosquillas a la chica, su cuerpo se movió un poco e inconscientemente su otra mano se movió para quedar en el lugar donde tenia la leve molesta. Rápidamente el insecto se salto al dedo que se acerco y se quedo quieto hasta que todo el brazo quedo descansando sobre estomago . Por unos momentos todo su alrededor  se movio pero cuando hubo calma , siguió su recorrido. , estaba sobre unos largos y blancos dedos de la mano los cuales recorrió con cuidado (no quería volver a causarle cosquillas) camino por todo el brazo, llego al hombro y paso por el cuello hasta llegar al rostro “son muchos obstáculos”, pensó  pero no retrocedió, faltaba poco para terminar.

Siguió su marcha  por el rostro, paso cerca de los labios pero los rodeo y subió por la nariz que estaba algo redondita y paso por los ojos cerrados hasta llegar a la frente la cual tenia algunas pequeñas erupciones muchas de ellas estaban por varias partes del rostro , vio hacia las orejas pero no les tomo mucha atención, dio la vuelta y el cabello rizado y oscuro le esperaba, parecia una jungla.
Con esfuerzo (y tratando de que la migaja no se le quedara atrapada en alguna parte de la espesura negra, llego a la parte mas alta del cráneo y justo ahí, salto.

Aterrizo sin problemas en la tierra, vaya si que había sido un largo recorrido  pero por fin , no muy lejos vio su hogar, la hormiguera  , el sol se macaba su sombra y la hormiga siguió hasta desaparecer una vez mas en la verde hierva.                                                                                                




Asi 

No hay comentarios:

Publicar un comentario